Solicitamos su permiso para obtener datos estadisticos de su navegacion en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012.
Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK |
Escuelas de Futbol | FUNDACION MARCET | Academia de porteros | Cursos de futbol infantil para jugadores, entrenadores y porteros - La Fundación, en Punto Radio
      
Contactos
 
 
Inicio
Fundación Marcet
J. Marcet
Método Plan Marcet
Cuerpo técnico
Profesores y coach mentor
Barcelona, nuestra sede central
Conferencias
Presentes en 5 continentes
Colabora con nosotros
Tecnofútbol y Neurofútbol
Cursos en DVD
La prensa habla de nosotros
Los padres hablan de nosotros



Inicio
 
La Fundación, en Punto Radio
 

La Fundación Marcet ha sido protagonista esta semana en las frecuencias de ABC Punto Radio, donde nuestro director general habló de la relación entre fútbol y valores, un vínculo que se encuentra entre los principios basilares de nuestra escuela de fútbol desde el día de su creación. (ESCUCHA LA ENTREVISTA)

Sin embargo, José Ignacio Marcet quiso dejar claro desde el primer momento que "el deporte en sí mismo no es un elemento que forme en valores". Más bien "es un amplificador de las virtudes y los vicios de las personas que lo practican". Es decir: jugar al fútbol no garantiza de por sí una educación en valores. "Depende de cómo se maneje el deporte. Mal entendido puede ser hasta trágico, porque puede transmitir vicios y defectos. Lo que hace falta es un plan estratégico de implementación de valores, algo que no se improvisa y que requiere profesionalidad y capacitación de entrenadores y formadores".

Preguntado por la "tendencia actual a endiosar a los futbolistas", el director general de la Fundación Marcet comentó algunos casos de profesionales que "ciertamente no son modelos que hay que seguir". Como el inglés Paul Gascoigne, "que llegó a ser millonario y ahora es un sin techo". O el brasileño Adriano, "al que se le rescindió el contrato simplemente porque es un jugador problemático". Ahora mismo el ejemplo número uno para la Fundación Marcet tiene nombre y apellido: Vicente del Bosque, "porque su modelo se basa en valores".

Durante su charla con el programa 'Protagonistas', José Ignacio Marcet negó que un entrenador como José Mourinho no pueda ser un modelo para los jóvenes: "A veces se equivoca, pero es un hombre de muchos valores personales y deportivos. Es cierto que a veces ha dado un mal ejemplo, pero también le dignifica el hecho de que después haya pedido perdón. Incluso se ha granjeado la amistad de todos aquellos con los que ha tenido enfrentamientos, como es el caso de Tito Vilanova o de Manolo Preciado, fallecido entrenador del Sporting de Gijón. Mourinho ha sabido demostrar humildad y arrepentimiento, aunque de entrada no lo parezca".

Volviendo a la cuestión del "endiosamiento"  de los futbolistas contemporáneos, el director general de la Fundación Marcet aseguró a su interlocutor que "es difícil poder establecer valores en los adultos si no se trabaja antes con los niños pequeños". Y precisamente ahí es donde está el valor de las escuelas de fútbol. "Resiliencia" es la palabra clave: "Todo joven jugador tiene que resistir las influencias negativas de su entorno, en particular la frustración del fracaso, la frustración de no llegar... Una frustración que a menudo viene de los medios, pero otras veces también de los padres", que se olvidan de educar a sus hijos en los tres valores fundamentales: "Humildad, humanidad y honradez".

Por eso, "los jugadores de futbol no deberían tener premios individuales, porque nadie puede hacer absolutamente nada de mérito si no es a través y gracias a su equipo. Todos los que reciben balones de oro siempre están en un club en el que reciben mucho dinero. Son más mediáticos y meten más goles, pero los goles siempre son las consecuencia de un trabajo en equipo", insistió José Ignacio Marcet en las frecuendias de ABC Punto Radio. "Los premios aca ban tergiversando los valores del esfuerzo".

Finalmente, preguntado por los proyectos futuros, el director general de la Fundación hizo hincapié en la reciente expansión de nuestra escuela de fútbol en Asia: "Acabamos de abrir delegaciones en la India y en Corea del Sur, y estamos pendientes de llegar a Nueva Zelanda y Japón. La idea es centrarnos ahora en el Lejano Oriente con la apertura de cinco escuelas más en los próximos dos años, consolidando a la vez nuestra presencia en América".